Freyja y Toto-chan ” Historia de una adopción no planeada”

Hace unos 6 meses empezó esta historia salida de un cuento de esos olvidados en el tiempo, donde sus personajes principales son dos gatos, muy diferentes uno del otro.

Freyja es mi gata de dos años, ella es blanca con un parche en su oreja derecha negro azabache, hija de un gato cimarrón (gato salvaje por lo general muy largos) y una gata manchada del barrio.

Pandawicked Freyja

Freyja

Hace poco ella empezó hacer sus rondas por el barrio cada vez duraba mas en regresar a casa, hasta que un día nos dijeron que la habían visto jugar con un gato más pequeño, que lo ayudaba a entrar a la casa y que le enseñaba donde estaba el plato de la comida.

Esto nos extrañó mucho ya que era cierto que hace algunos día su plato quedaba sin comida, extraño evento porque ella siempre ha comido a poquitos y nunca se acaba su tasa de alimento.

Fue un jueves en la tarde, por primera vez veíamos el ladronzuelo, un gato gris atigrado, muy parecido al que hacía más de 9 meses habíamos dado en adopción por motivo de viaje. Al principio fue difícil que confiara en nosotros, primero jugamos con el hasta que se dejó acariciar.

Totochan

Toto chan

Al tiempo le pusimos un horario de comida, empezó a tener mas confianza, se dejo revisar y notamos las  heridas que tenía en su patita derecha, y el mal estado que estaba, no teníamos pensado adoptar otro gato, pero no pudimos abandonarlo, así que lo primero que hicimos fue desparasitarlo, aquello fue lo mejor que pudimos hacer por él, su salud mejoro, desde ese momento empezó a quedarse en casa, a dormir en la cama que Freyja nunca usaba, él la  tomo como suya.

Al llegar nos recibía con un leve maullido y su pancita al cielo, nunca pensé ver un gato tan agradecido, pasaba días enteros en casa, nos miraba trabajar, comer, jugamos con él y Freyja. Al contrario de Freyja él es más casero, solo sale a caminar al barrio si nadie está en casa.

Al final tomamos la decisión de quedarnos con él, lo castramos y lo estamos aun educando, ya que no sabe bien como ser gato, algunos de sus reflejos son torpes y juega algo brusco con nosotros y Freyja.

Toto- chan ha llegado para quedarse, la verdad nunca pensé ver con mis propios ojos el cariño que un gato puede darte al darse cuenta que te preocupas por él. No sé si el destino conspiro y nos devolvió al pequeño gatito que tuvimos que regalar, lo único que puedo afirmar es que se siente tan bien ayudar a un animalito que aunque estábamos mal de dinero aceptamos el reto, y ahora él nos devuelve con sus travesuras, ocurrencia unas sonrisas que nunca queda de más.

Loki

Este fue el gatito que tuvimos que regalar por motivos de viaje, es muy parecido a Toto-chan, aveces quiero pensar que es el quien volvio por que pedí contaco con quien lo adopto lo cual me dejo muy angustiada.

Ha sido una de esas entradas largas pero no podía dejar pasar esta hermosa historia, que no solo ha cambiado mi vida, si no que además le da un motivo más para seguir viviendo.

Frejya y totochan

Freyja y Toto chan en el patio .

Nos vemos el próximo 01 de Junio, gracias por seguirme y tomar un ratito para salir de la rutina, gracias por todo el apoyo, recuerda que también nos pueden seguir en Facebook/Pandawicked o en pinrest Pandawicked

Ahora tambien estamos en Etsy donde puedes preguntar por otros  modelos.

Creative Commons License

V.”miel” Mora. P. by Pandawicked Photography is licensed under a Creative Commons Reconocimiento-NoComercial-SinObraDerivada 3.0 Unported License.
Permissions beyond the scope of this license may be available at https://pandawicked.wordpress.com/.

Anuncios